Escribiendo en TalentyArt

Talentyart es una comunidad y plataforma interactiva dedicada al Arte Contemporáneo, con un especial foco sobre las artes plásticas. Desde hace unos días escribo en ella, generalmente reportajes, novedades de exposiciones y otros eventos. Desde aquí os invito no sólo a leerme si no a participar activamente en ella, especialmente si sois ilustradores, fotógrafos, pintores o escultores.

Sesión de tarde

Yo no quería ir. Pero él me lo pedía y yo iba. Me inventaba excusas. Pero él insistía y yo terminaba por ir. El me lo pedía, insistentemente. ¿Qué podía hacer? Ir, no podía hacer otra cosa. Así que iba, me sentaba y miraba. No sé si eso a él le gustaba más que a ella (que supongo que si; si no no insistiría tanto), o era ella a quien más le excitaba o era a los dos por igual. No lo sé, y en todo caso da igual. Pero no os confundáis, mariconadas las justas. Yo solo la miraba a ella, o al menos eso intentaba. Me costaba mucho  porque él no me lo ponía fácil. Apenas centraba mí vista dos segundos sobre sus pechos que él los estrujaba con sus manazas. Solo un parpadeo sobre su culo sonrojado y él ya pasaba de abajo arriba para montarla. Fijar mi mirada sobre su cara perlada y sus dientes sobre el labio para verla desaparecer en su entrepierna…

A mí esto fue irritándome más y más. Fastidiándome y sacándome de quicio, aunque no dijera nada. Volvía a negarme y él a redoblar sus esfuerzos por convencerme. Así que volvía a ir. Y a mirarla. Y a ver como ella también me miraba a mí, con todo el esfuerzo que eso le suponía. Mi rechazo fue creciendo tarde tras tarde como la espuma de un barril de cerveza purgada sobre una jarra antes de comenzar a servir las pintas. O como cuando alguien te toca mucho los cojones y decides cubrir su cabeza con una bolsa de plástico justo antes de que se corra. Ella gritó. A él nadie le oyó.

Mobile World Congress

No ha estado mal la semana pasada en Barcelona. Acudí como asistente de un grupo de ejecutivos de Glickman Capital, un fondo de inversiones estadounidense, y de paso cubrí el Mobile World Congress para Wayerless. Pasar siete días en la Ciudad Condal puede parecer genial (perdón por el pareado), y lo fue, pero apenas tuve tiempo para hacer otra cosa que no fuera trabajar. Lo mejor, la fiesta organizada por la gente de comunicación de HTC y el editor de Betazeta en Barcelona, Bruno Peláez (cuya foto ilustra este texto).

Podéis ver el seguimiento que hice del MWC y algunos vídeos en los posts de Wayerless.

Movie Magic Scheduling y Budgeting

Me ha llevado su tiempo, pero en general ha merecido la pena escribir y realizar los videotutoriales que del software especializado de dirección y producción audiovisual Movie Magic Budgeting & Scheduling he realizado para Editrain. Y ahora que he terminado… más que enseñar a manejarlos me apetece usarlos, especialmente el Scheduling, para realizar alguna producción y poder planificarla paso a paso de manera más o menos metódica.

El desafío

“Esta ciudad es demasiado pequeña para los dos, amigo”

El pistolero vestido de negro y el sheriff Malone habían cruzado sus miradas desafiantes durante largo tiempo. Se veía a la legua que el forastero era un tipo duro y curtido con la muerte impresa en sus pistolas.

Pero Malone fue más rápido y atrapó con sus labios la boca de aquel jinete oscuro.

Escribiendo en FayerWayer

FayerWayer es un blog y el principal referente en español sobre cultura digital, al menos en mi opinión. Lo seguía como lector desde hace varios años y ahora tengo el placer de trabajar con ellos. Un motivo más por el cual no tenga tiempo de actualizar esta bitácora, solo con lo esencial de mi trabajo. ¿Qué más puedo decir? ¡Pásense!